Lunes 18 de junio del 2018 |

Síguenos:

Lunes 04 de mayo del 2009 | 09:00

Muela picada

gente para el choque con Gremio de Porto Alegre por los octavos de final de la Copa Libertadores les costó caro a los albos. Y al frente había un equipo con dos colombianos que no querían que a su compatriota y entrenador lo sacrifiquen con el puesto. Es que Edgar Ospina les consiguió trabajo en el Perú a Sergio Reyna y Héctor Ramírez, quienes fueron los verdugos de los limeños a los 39' y 53', respectivamente.


La gratitud es la memoria del corazón y eso se lo hicieron saber los 'cafeteros' a 'Peinadito' en el vestuario, escuchando un vallenato al final del partido.


El choque estuvo animado con opciones de peligro en ambos pórticos. A los 26', el volante ayacuchano José Mendoza salió expulsado infantilmente por aplicarle un violento codazo al paraguayo Carlos Pérez. Dos minutos después, Carlos Fernández había ilusionado a sus fans, tras adelantar en el marcador. La visita, con inferioridad numérica, se llevó con justicia tres puntos en las valijas.


San Martín (1): Flores; Huamán, Ballón, Honores, Saco Vértiz (Allende); Carrillo, Fernández, Del Solar (García), Cuevas (Salazar); C. Pérez y Silva. DT: Jorge Rivera.


Inti Gas (2): P. Pérez; Reaños, Reyna, Penalillo, Zapata; Tragodara, Mendoza, Retamozo, Artigas (Velarde); Ramírez (Salinas) y Benavides (Leyva). DT: Edgar Ospina.


Árbitro: H. Pacheco.

Más en